Curiosidades,  Datascience (R),  destacadas,  Social

Los hijos del babyBoom

Hace un par de semanas os presentaba una visualización en forma de espiral y otra en forma de calendario sobre el babyboom en España. Me hice con los datos en el portal del INE y, gracias a la granularidad diaria, opté por una visualización en forma de espiral: necesitaba visualizar 35.770 observaciones (una para cada día del año a lo largo de 98 años).

Ayer me puse a repasar los datos para es espacio sobre datos que tengo los lunes en la emisora HablaRadio y se me ocurrió darle otro enfoque. En la radio no puedo mostrar imágenes…

En esta ocasión me quedo con una granularidad anual (agrupo los datos por años) y añado datos de nacimientos en Euskadi y en Gipuzkoa. Datos ambos que obtengo del portal del EUSTAT.

¿Vamos a por la tercera ola?

En España, el timeline anual nos deja una imagen muy característica con un gran ascenso (un puerto de primera o un fuera de categoría en una etapa del Tour) seguido de un puerto de segunda. El fuera de categoría se corresponde con el baby boom y el de segunda podría ser un conato de segund baby boom.

Si nos ceñimos a Gipuzkoa, el segundo puerto sería de tercera o incluso una tachuela y en Euskadi no pasaría de un falso llano por seguir con el simil ciclista.

Aquí podéis interactuar con la visualización de Tableau.

En las tres regiones, el descenso es continuo y pronunciado y ya estamos por debajo de la media histórica de nacimientos anuales.

Una última reflexión

El primer babyboom (el llamado babyboom a secas), se produjo entre 1950 o 1954 y 1976 en España. La segunda ola tuvo lugar entre 1998 y 2008.

En 1998, los hijos del babyboom tenían entre 22 y 44 años y en 2008, entre 32 y 54.

No es descabellado pensar que algunos de los hijos del babyboom sean los padres del segundo y reducido babyboom.

En el caso de Gipuzkoa, el segundo babyboom tuvo lugar entre 2002 y 2012. Esto es, los hijos del babyboom tenían entre 26 y 48 años en 2002 y entre 36 y 58 en 2012.

datacy – data driven decisions.

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *